© 2017 Regenera ONG

Sostenibilidad y San Pedro de Atacama

May 5, 2016

Cuando nuestro país comenzó el hermoso viaje del turismo, todos coincidimos que era nuestra belleza escénica la que debía ser protagonista de esa aventura. Las imponentes Torres del Paine en el indómito sur de Chile, la paradisíaca Isla de Pascua en el pacífico con una de las aguas más claras del mundo, y por supuesto, San Pedro de Atacama con el sinfín de colores y escenarios desérticos que maravillaban a los turistas extranjeros en cada amanecer y atardecer.

 

Con el tiempo aprendimos… Nos costó y fue duro sobre todo para las comunidades anfitrionas que de a poco se vieron desplazados de los lugares donde “siempre” habitaron, y tanto más aún para la naturaleza que nos recibía.

 

Con el tiempo entendimos que en realidad no era “el sur de Chile”, sino que era la Patagonia… con una cultura viva, efervescente y dispuesta a recibir visitantes para compartir con los brazos abiertos. Nos dolieron tus incendios tantos como la marginación del anfitrión local que hoy de a poco se abre paso.

Con el tiempo entendimos que no era Isla de Pasca sino que era Rapa Nui… otra cultura viva que lloraba a gritos un respiro. Afortunadamente ese respiro se demoró pero llegó, y lo hizo en manos de la mismísima Presidenta de la República. Y si bien no sabemos en profundidad el detalle de la propuesta, sabemos que habla del control de visitantes en un destino pequeño, insular y con una capacidad de carga específica y no tomada, hasta ahora, en cuenta.

 

Y con el tiempo aprendimos también que San Pedro no podía seguir tolerando la proliferación de tour operadores, operadores de turismo y hoteles sin conciencia de su entorno, de la comunidad local y de la presencia del pueblo Lickan-Antai. Nos costó más de lo que quisiéramos, y probablemente nos tome tiempo recuperar el espacio perdido. Lograr que la comunidad anfitrión vuelva a ser realmente el anfitrión de su territorio no es fácil… afortunadamente existen buenos augurios de la mano de jóvenes atacameños que, consientes y empoderados de su cultura, vuelven a surgir como brotes de verano trayendo frutos de esperanza y sostenibilidad al territorio.

 

De todo esto hemos aprendido mucho, y gracias a esta experiencia se proyectan nuevos destinos que han de aprender de los ya nombrados… es el caso de Aysén, Chiloé y Nahuelbuta por nombrar algunos dentro de tantos otros…

 

 

 Pero lamentablemente, y a pesar de los esfuerzos públicos y privados por desarrollar ideas de sostenibilidad en destinos como San Pedro, nos seguimos equivocando y errando en el camino… ¿Cómo es posible que un PILOTO de Sostenibilidad Turística impulsado por el Gobierno para Tour Operadores no involucre a San Pedro?, ¿Dónde y cómo apalancaremos los anhelados sueños de sostenibilidad para destinos depredados como este y tantos otros?

 

A ratos se transforma en un slogan bien aprendido de operadores y funcionarios pero la verdadera sostenibilidad está más allá de los planes y programas, está, entre otras cosas, en hacerse cargo de problema de desterritorialización de la población local, de la folclorización y comercialización indiscriminada de culturas vivas y en la depredación incontrolada de la naturaleza que amablemente abre sus brazos para recibirnos… ¿Cuántas personas pueden visitar los salares de San Pedro en un día y no alterar el medio……? No lo sabemos….. o si lo supimos, lo dejamos guardado en un informe por alguna parte que ya olvidamos...

 

¿Cuándo comenzaremos a aplicar indicadores de sostenibilidad turística que nos permitan avanzar, de verdad, en estas hermosas ideas de sostenibilidad?, ¿Cómo es posible que en lugares como calle Caracoles de San Pedro se sigan multiplicando operadores turísticos sin ningún arraigo al territorio, ni mucho menos respeto por la comunidad anfitrión?

 

Ya hemos esperado demasiado… es el momento de llevar las ideas a la realidad, medir, reducir y avanzar por un Chile sostenible. Pero de verdad.

Please reload

Entradas recientes
Please reload

Archivo
Please reload

Buscar por tags
Please reload

Síguenos
  • Facebook Basic Square